Un centenar de empresas asturianas podrán realizar 110 proyectos de I+D+i, con la aportación de 6,8 millones de euros por parte del Principado de Asturias

IDEPA

Dentro de la convocatoria de ayudas a la I+D se han aprobado 110 proyectos, presentados por 99 empresas de los cuales 61 colaborarán con centros de investigación

Con presupuesto procedente de la Consejería de Ciencia, Innovación y Universidad, un total de 99 empresas podrán llevar a cabo 110 proyectos de actividades relacionadas con la investigación y desarrollo a través de la convocatoria que gestiona el Instituto de Desarrollo Económico del Principado de Asturias (IDEPA). La inversión de estas empresas alcanzará los 28 millones de euros, contando para ello con una subvención de 6,8 millones de euros.

Esta convocatoria de subvenciones dirigida a la ejecución de proyectos I+D, de Pymes y grandes empresas, pretende impulsar el  apoyo de las iniciativas de investigación, desarrollo e innovación en el marco de la Estrategia Regional de Especialización Inteligente, Asturias RIS3 a través de proyectos centrados en materiales sostenibles, nuevos modelos de producción, suministros de tecnologías para redes, mercados agroalimentarios, envejecimiento demográfico y calidad de vida; y Asturias Polo Industrial del acero.

Asimismo, con estas subvenciones el Gobierno del Principado pretende facilitar el acceso a la investigación industrial, desarrollo experimental o estudios de viabilidad de las empresas, potenciando la investigación, el desarrollo tecnológico y la innovación, así como la mejora de vínculos y sinergias entre las empresas, los centros de investigación y la transferencia de tecnología, con el fin de obtener productos o servicios nuevos o mejorados para optimizar la competitividad de las empresas en nuestra región.

Por ello, la línea se divide en dos modalidades; los proyectos desarrollados directamente por la empresa y los proyectos subcontratados íntegramente a un proveedor externo de I+D, estos proyectos pueden realizarse de forma individual o en colaboración. Además, 69 de los proyectos aprobados correspondientes a 61 empresas se llevarán a cabo con centros de investigación. Por otro lado, este año la convocatoria recoge un programa piloto vinculado al HUB de Circularidad con investigaciones sobre el escalado de procesos de valorización, material y energética de subproductos industriales, para el cual se han aprobado 7 proyectos con una inversión inducida para nuestra región de 666 mil euros.

En cuanto a los gastos subvencionables de la convocatoria, son los relativos a activos fijos, personal técnico, colaboraciones externas o adquisición de patentes.

Por otro lado, en el periodo 2019-2021 se han aprobado 342 solicitudes con una subvención concedida de 19 millones de euros generando inversiones para nuestra región de 51,4 millones de euros.

 

 

Algunos de los proyectos aprobados están relacionados con:

  • Mercados Agroalimentarios: El uso de tecnología 4.0 para medir el rendimiento de una plantación de kiwis, el estudio de nuevos procesos para el tratamiento de productos sensibles a la oxidación en el ámbito de la industria láctea, la investigación en plagas en cultivos regionales, el estudio de la oxidación de la calidad de la cerveza, o el envasado inteligente en el sector del café, son algunas de las propuestas de mejora en el ámbito de la agroalimentación.
  • Suministros y tecnologías para redes: Son muchos los proyectos que incluyen plataformas tecnológicas para el sector inmobiliario, el transporte o la gestión de plantas eléctricas, y también inteligencia artificial e impresión aditiva aplicada a distintos campos. Destacan, por ejemplo, un proyecto para la detección automática de cambios en el territorio a partir de series temporales de imágenes aéreas o una propuesta de inteligencia artificial aplicada a la bioimpresión de cultivos oncológicos.
  • Sostenibilidad. Las empresas trabajan en el uso de microalgas para la eliminación de sales en aguas residuales, monitorización en tiempo real de la calidad del aire en función de las condiciones de tráfico, nuevos modelos de producción para reducir el impacto ambiental en cementos, proyectos vinculados al hidrógeno verde, sensores para seguir el estado ecológico de los ríos, luminarias avanzadas para túneles de carretera, desarrollo del vehículo eléctrico o tratamiento de biorresiduos de la industria láctea.
  • Polo de Salud. Las propuestas se mueven en torno a la innovación tecnológica de impresión 3D aplicada a la medicina, luminarias led para preservar la salud ocular, estudio metagenómico de la población sénior sobre los factores que influyen en la longevidad, desarrollo de nuevos alimentos que favorezcan el envejecimiento saludable, nuevos dispositivos farmacológicos o desinfección de patógenos con luz ultravioleta.
  • Nuevos modelos de producción: No faltan propuestas para fabricar en impresión aditiva mascarillas personalizadas a partir de rostros digitalizados, procesos que mejoren la eficiencia de la producción, sistemas de detección de averías en ascensores, o empleo de inteligencia artificial en el desarrollo de maquinaria.

 

Consulta la resolución definitiva aquí. 

 

Accede aquí a los proyectos de anteriores ediciones.